miércoles, 4 de noviembre de 2009

Intoxicados de gravedad dos trabajadores por inhalar gases en una alcantarilla


El accidente se produjo al intentar rescatar uno de ellos a su compañero
D. P. Dos trabajadores resultaron heridos graves al quedar atrapados en un colector de aguas residuales ayer a primera hora de la tarde mientras trabajaban en la colocación de tapas de registro en los colectores de los viales del sector UE-5 de Callosa de Segura. Uno de ellos, un joven de 22 años se encuentra "grave vital" y presenta contusiones y síntomas de ahogamiento. Fue trasladado en una ambulancia del SAMU. El otro accidentado, un joven de 20 años de edad, se encuentra "grave funcional" y presenta intoxicación por inhalación por gases, según explicaron a este periódico las mismas fuentes oficiales.
Ambos empleados, de una empresa constructora de Albatera, fueron conducidos al Hospital Comarcal de la Vega Baja de San Bartolomé (Orihuela), donde se encuentran ingresados.
El accidente tuvo lugar en las obras de urbanización residencial del UE-5 en una zona conocida como Lo Cerca, en la salida de Callosa de Segura hacia Catral. Según indicaron fuentes policiales, poco después de la cuatro de la tarde a uno de los operarios, el de 22 años, al parecer se le cayó una herramienta dentro de un colector de aguas residuales. La altura entre el registro y el fondo del colector esta zona es de tres metros y medio. Cuando fue a recuperarla se vio afectado por los gases que acumulan en este tipo de instalaciones, como el metano, que le hicieron perder el conocimiento. Su compañero intentó auxiliarlo pero tampoco pudo escapar de la alcantarilla por los mismos motivos, según indicaron a este diario las mismas fuentes.
Con una cuerda
Poco después, vecinos, efectivos de la Policía Local y el encargado de la obra pudieron ayudar a rescatar a uno de los accidentados, el menos afectado por la inhalación de gases, empleando una cuerda, mientras el otro, inconsciente permanecía en el interior de la instalación.
La operación para rescatar al segundo accidentado fue difícil. La estrechez del acceso no dejaba prácticamente espacio para bajar con los equipos de respiración autónomos. Entonces uno de los efectivos de salvamento tuvo que ser descendido por el resto de compañeros colgado de una cuerda.
Una vez abajo enganchó al joven para que fuera ascendido a pulso y, una vez arriba, pudiera ser atendido por el SAMU, permaneciendo abajo hasta que fue subido finalmente también a pulso, según explicaron fuentes del Consorcio Provincial de Bomberos. Sólo uno de los hombres pudo ser reanimado por los servicios médicos de la ambulancia y ambos fueron trasladados al Hospital de Orihuela con carácter reservado. Al servicio acudieron desde el parque de bomberos en Orihuela una unidad de Mando Jefatura, con el sargento Jefe de Turno, el vehículo Primera Salida y el furgón con los útiles de salvamento.

No hay comentarios: